EL Rincón de Yanka: CASO ALCÁCER: LA EXECRABLE RED INTERNACIONAL DE PEDERASTAS INFANTICIDAS: MAFIA Y POLÍTICA

inicio








¡BIENAVENTURADA NAVIDAD!

¡BIENAVENTURADA NAVIDAD!

jueves, 25 de agosto de 2016

CASO ALCÁCER: LA EXECRABLE RED INTERNACIONAL DE PEDERASTAS INFANTICIDAS: MAFIA Y POLÍTICA


MIGUEL RICART

Han transcurrido ya 20 años del ABOMINABLE Y SATÁNICO asesinato de las "Niñas de Alcácer" que conmocionó a la sociedad española. Un crimen que perdura en la Triste Memoria de todos los españoles y en el que todos los acontecimientos destinados a clarificar la Verdad de lo que verdaderamente ocurrió a lo único que llevaron fue a demostrar, hasta qué punto determinados hechos pueden ser "manipulados" por "oscuros y poderosos intereses" desde las más profundas "cloacas del poder". 

¿Los "supuestos asesinos" y sus familias cobrando "jugosamente" de los "fondos reservados" del Estado?. 

Este libro escrito por el Investigador Juan Ignacio Blanco, uno de los investigadores que más tiempo y esfuerzo dedicó a la resolución de este crimen. 
Un libro que fue "prohibido" por una sentencia judicial....


El triple crimen de las tres niñas de Alcàsser conmocionó a toda España. Las niñas fueron violadas, torturadas y asesinadas. Juan Ignacio Blanco es un veterano periodista y criminólogo que junto al padre de una de las niñas, se lanzó en una cruzada para saber la verdad y encontrar a los verdaderos culpables.

Durante el programa de radio, al que Juan Ignacio Blanco asistió como invitado, se desvelaron ciertos detalles de la investigación del caso, que pretende demostrar que un poder en la sombra impidió la investigación de lo ocurrido y la detención de los criminales.

Juan Ignacio Blanco formula la teoría de que el triple crimen de Alcasser, guarda relación con un pacto de estado en España, entre los diferentes grupos que luchaban por hacerse con todo el poder en este país y que solo hubo durante esta monarquía parlamentaria otro pacto de estado similar al "Pacto de Alcasser": los "Pactos de la Moncloa". Después de este macabro crimen, hubo paz entre estos grupos del poder formados por destacados miembros de La Casta política española.

El veterano periodista asegura que delante de una de las camas, estaba el cuerpo de una de las niñas, y 40 "peces gordos" relacionados con el mundo de la política y las finanzas, fueron pasando uno por uno acercándose a esa camilla mientras eran grabados y/o fotografiados , siendo conscientes en todo el momento.

Juan Ignacio Blanco desvela una vez más, las múltiples incongruencias que presenta la versión oficial de los hechos. Uno de los dos acusados (Antonio Anglés) acusado del triple rapto, torturas y violaciones de los asesinatos era homosexual, un detalle que hace impensable que las secuestrase para violarlas. Las autoridades españolas aseguran que Antonio Anglés consiguió fugarse de prisión pero Juan Ignacio Blanco niega después de haber estado en la prisión, niega esta posibilidad. Antonio Anglés se encuentra oficialmente desaparecido pero es probable que haya sido asesinado por los mismos autores que mataron a estas tres niñas. El otro acusado y detenido que fue detenido y condenado no era mas que un chivo expiatorio. Los agricultores que encontraron los cadáveres de las niñas, no querían hablar de este asunto. El miedo y la represión se extendió contra aquellos que querían saber lo ocurrido.

La existencia de un vídeo con contenido snuff que fue entregado al sacerdote de un pueblo por uno de los participantes y que fue entregado al Ministerio de Interior español, después de que tanto el padre de una de las niñas como Juan Ignacio Blanco guardasen una copia, nunca vio la luz y las autoridades se desentendieron del hallazgo.

Juan Ignacio Blanco desvela los sinsabores de enfrentarse al estado español, perdió muchas amistades por el camino, fue vetado en los medios de comunicación que dejaron de encargarles artículos, fue sentado en el banquillo de los acusados por sus investigaciones en numerosas ocasiones, unos hombres secuestraron a su esposa dentro de un coche y le amenazaron con matar a su marido si seguía investigando. El investigador asegura que dejó el asunto y se considera afortunado porque otros compañeros de profesión tuvieron peor suerte. Juan Ignacio Blanco cita el caso del periodista Antonio Herrero que según el criminólogo fue asesinado por envenenamiento mientras practicaba submarinismo, el periodista Ismael Fuente Lafuente que murió en un extraño accidente en el mar en la República Dominicana o el periodista Pepe Rei, que acabó en silla de ruedas después de extraño un accidente de tráfico.

Tengo entendido que el periodista Juan Ignacio Blanco cree que le dejaron investigar hasta que nombró a cuatro presuntos culpables de hechos dantescos en un programa de televisión. ¿Por qué? Es un método de presión sobre los protagonistas y participantes en un crimen tan execrable. Al descubrirse los cadáveres, y al existir material fotográfico o videográfico con los rostros de los participantes y el cadáver de una de las niñas, no hay lugar de dudas de que no se trataría de un montaje.

De este modo, todos los participantes guardarán silencio del asunto y se prestarán a colaborar entre ellos para seguir ostentando el poder en España. La única forma de salir de este círculo es suicidarse o que una mano negra "le suicide".

Todo apunta a que estamos ante unos brutales crímenes perpetrados por elementos de La Casta española, de no ser así, no habría tantos obstáculos en el camino para saber la verdad.




JUAN IGNACIO BLANCO HABLA SOBRE LA RED INTERNACIOANL PEDERASTA


JUAN IGNACIO BLANCO - UN TÉCNICO PREOCUPADO