EL Rincón de Yanka: SÓLO QUIEN SE SIENTE AMADO PUEDE SER EDUCADO

inicio








¡BIENAVENTURADA NAVIDAD!

¡BIENAVENTURADA NAVIDAD!

jueves, 10 de septiembre de 2015

SÓLO QUIEN SE SIENTE AMADO PUEDE SER EDUCADO


SÓLO QUIEN SE SIENTE AMADO 
PUEDE SER EDUCADO

"La primera felicidad de un niño es saber que es amado.
No basta con amar a los niños; es preciso que ellos 
se den cuenta de que son amados”.  
San Juan Bosco

"Muchas veces basta una palabra, una mirada, 
un gesto, para llenar el corazón del que amamos”.  
Madre Teresa de Calcuta

SÍNTESIS
I) Ganancias para los lectores. Al terminar de leer este libro habrás aprendido entre otras cosas, a:
Considerar tus propias necesidades, Cambiar de opinión. Expresar tus ideas y sentimientos. Decir "no” ante una petición, sin sentirse culpable. Ser tratado con respeto y dignidad. Cometer errores y no perder el afecto de otros. Pedir y dar cuando así lo decidas. Hacer menos de lo que como humano puedes hacer. Establecer tus prioridades y tus propias decisiones. Sentirte bien.
Tener éxito. Disfrutar de privacidad. Gozar de reciprocidad. Poder no usar tus derechos. Exigir la calidad pactada. Ser feliz.
Respetarte a ti mismo. Respetar a los demás. Ser directo. Ser más honesto. Ser apropiado. Control emocional. Saber decir. Saber escuchar. Ser positivo. Utilizar el Lenguaje no verbal.

En otras palabras: obtendrás la Virtud de la Asertividad.
La Asertividad hace que los estímulos que nos llegan sean exactamente aquellos que nos fueron enviados; y hace que enviemos aquellos mensajes que en realidad queremos mandar y que logran proyectar nuestro respeto y retroproyectar el de los demás.
Asertividad significa:
Tener la capacidad de defender los propios derechos sin violar los de los demás bajo ninguna circunstancia. 
Ante una fuerte agresión hacia nosotras, nos inclinamos hacia adoptar una postura de confrontación o de escape. 
Ninguna de estas dos reacciones brinda la oportunidad de dar continuidad a una relación interpersonal. 
La palabra "Asertividad” Viene del latín "Asertum”, que significa "afirmación”. No se escribe con "C”, sino con "S”. Luego hablamos de una conducta que es autoafirmativa, pero a la vez facilita a otros el afirmarse. Esta virtud es la base práctica para lograr el respeto profundo a la dignidad de la persona.
La Asertividad permite expresar bajo cualquier circunstancia: las propias necesidades, deseos, sentimientos, opiniones y creencias de manera directa, honesta y No agresiva ni sumisa. 
Egocentrismo Corrupto no es Asertividad.
Existen al menos dos modelos en la toma de decisiones que son incongruentes con el ser asertivo: 

El modelo "Cesto de Basura” y el modelo de "la Grilla Política”. 
El primero alude a las personas que arrojan todo al cesto de la basura, se reprimen, se someten, fingen, y finalmente se enferman. 
Van por la vida permitiendo que todos tomen decisiones por ellos. 
Viven "epiargumentados”, es decir, traen encima el argumento vital del otros: en el matrimonio, en la profesión, en el trabajo, y hasta en sus creencias.
En el modelo de la grilla las personas son astutas, inteligentes y creativas... y a menudo inventan teorías geniales para explicar sus propias acciones, por perversas que sean. 
En este modelo las decisiones no empiezan con un problema ni terminan con una solución, ya que el modelo sólo sirve para justificar invariablemente las acciones emprendidas.
Este modelo se caracteriza porque las metas personales sustituyen a las metas organizacionales o institucionales. 
En el análisis de las decisiones, los medios y los fines personales sustituyen al análisis de los medios y objetivos organizacionales, pero los recursos organizacionales e institucionales son usados para lograr los fines personales, así la "grilla política” es la mejor fuerza para tomar las decisiones que fundamentan la brutal fuerza de la corrupción.

II) Contenido del libro.
Escribo este libro motivado profundamente porque todos quienes podrían combatir las plagas y azotes que han caído sobre México, sólo se refieren a causas extrínsecas, sin mencionar las intrínsecas, las profundas, esas que se encuentran en el meollo de la identidad, del origen y del destino humanos. 

Me decepcionó que nadie quiera atender el verdadero problema, o lo que es más grave, que los compromisos políticos con los "poderes tras el trono y sobre el trono mundial” hayan impedido asumir su responsabilidad. Las causas oficiales de nuestro desastre son: un marco jurídico flojo, ambiguo e inadecuado; instituciones inadecuadas, pequeñas y dañadas, policías sin profesionalismo, estímulo, armamento y protección; corrupción de profundas raíces por colusión de policías y criminales, no hay dinero suficiente frente a la astronómica riqueza del Narco y la ausencia de personas éticas e incorruptibles.

No me opongo a combatir esas causas, pero mi vida profesional he aplicado métodos y principios que me han llevado a la conquista de metas realmente valiosas, tales como el diseño de planes de vida y carrera llevados a feliz término, con nuevos retos por vencer; familias desintegradas que lograron reunificarse, parejas en conflicto permanente que encontraron el equilibrio en la Justicia, y por ende el Amor. He trabajado con Individuos que decidieron y pudieron rediseñar su vida dentro de una filosofía del servicio al prójimo, lo mismo con alcohólicos, drogadictos y viciosos que decidieron recomenzar su vida con firmeza, en forma definitiva, por la autopista de la Virtud, porque en ella encontraron el equilibrio y la paz.

Una de las experiencias más notables fue la de trabajar con policías que decidieron cruzar el Rubicón, y dejar el billete fácil, abandonar la corrupción como forma de vida, y convertirse en leones de justicia. Sucedió lo mismo con funcionarios de alto nivel, desde procuradores hasta comandantes operativos, que abandonaron el dedazo y el compadrazgo como forma de nombrar colaboradores lambiscones, y optaron por entregarnos los procesos de selección y ascensos.
En pocas palabras, en este libro sí planteo el verdadero reto:
"¿Cómo hacer que mis hijos quieran... hacer, decir, pensar, sentir, decidir, como a ellos y a todos nos conviene, en función de nuestro Bien Común e Integral y con relación a nuestro Destino Final?”
Aspiro profundamente a que tú mismo, apoyado en los primeros principios, verdaderos, universales y necesarios, alientes en ti el anhelo por el conocimiento cierto de las soluciones a los problemas humanos, por sus causas reales. Y que adquieras o re-introyectes los hábitos virtuosos mediante los procedimientos que de manera oportuna, adecuada y eficaz, te permitirán elevar definitivamente la Calidad de tu Vida hasta niveles que tal vez nunca antes te imaginaste. Para que si eres padre o madre, logres Hijos Triunfadores. Y si eres líder, tengas seguidores voluntarios que te admiren y te emulen.

En el Capítulo I comienzo por el análisis de Las Hambres Básicas: Caricias, Tiempo y Reconocimiento. Expongo amplia y profundamente la importancia de las caricias. Ser acariciados, alimentados, abrazados, abrigados, alentados, elogiados, es un asunto de vida o muerte. Incluso, si esto no es posible, la persona buscará al menos ser agredida o compadecida, ya que la agresión o la lástima son acuses de recibo de nuestra presencia un entorno social.

La deprivación maternal, el abandono, la ausencia de contacto físico, el aislamiento físico y afectivo –por las razones que fueran– y con relación al nivel de gravedad, las reacciones naturales irán desde simples sentimientos de tristeza hasta una ansiedad aguda, pánico generalizado, enfermedad, depresión, e incluso la muerte.
Cuando los niveles de esta deprivación son significativos, el desarrollo del niño queda detenido, y se presenta lo que llamamos "trastorno reactivo de la vinculación”, el cual generalmente tendrá un desenlace fatal. Un fenómeno similar se observa en los adultos sometidos a esta condición: desarrollan psicosis transitorias, e incluso lesiones neurológicas serias e irreversibles...